Connect with us

¿Cómo protegerse de una tormenta eléctrica?

rayos_560

artículo

¿Cómo protegerse de una tormenta eléctrica?

Con los cambios climáticos tan repentinos que el mundo está experimentando, no sería extraño que en algún momento nos encontremos en medio de una tormenta eléctrica sin previo aviso…

Aunque en primera instancia puede parecer que no hay nada que hacer al respecto, existen varios consejos para evitar ser golpeado por un rayo.

Todo es cuestión de saber aprovechar tu entorno.

 

Si estás en casa

shutterstock_54720880

Lo primero que debes hacer es cerrar las ventanas, puertas y cualquier otra entrada de aire y mantenerte a una distancia prudencial de ellas. No entres en contacto con nada que esté mojado, que sea de hierro, y por supuesto aléjate de los dispositivos electrónicos. Es importante también desconectar antenas y desenchufar radios, computadoras y televisores.

Si estás en la ducha, sal de ella lo antes posible. Detén el funcionamiento de lavavajillas, lavadoras o secadoras. Y si por casualidad tienes una chimenea encendida, debes apagarla inmediatamente, pues es un conducto más que atractivo para la entrada de cualquier rayo.

La mejor opción es permanecer tumbado en la cama, si esta es de madera. De lo contrario, siéntate en un silla (que no sea de metal) y apoya tus pies en una mesa u otra silla.

 

En el auto, bici o moto

shutterstock_242016703

Si estás en la intemperie, el mejor sitio para refugiarse es un vehículo cerrado. Debes recordar apagar el motor, bajar la antena de la radio y desconectarla, así como también cerrar las ventanas y todas las entradas de aire posibles.

En caso de que tu auto sea golpeado por un rayo, lo más seguro es que la electricidad se quede en el exterior y no afecte a lo que se encuentra en el interior ya que las ruedas son de goma, material por el cual no viaja la electricidad. Esto es lo que se conoce como “Jaula de Faraday”.

Pero ten cuidado al salir del vehículo, evita tocar las partes metálicas porque lo más seguro es que estén cargadas de electricidad y puedan darte un buen corrientazo.

Si te encuentras en tu bicicleta o moto, lo recomendable es que te alejes de ella, al menos unos 30 metros, e intentes resguardarte hasta que pase la tormenta.

 

Si estás en la ciudad

shutterstock_150228320

Primero que todo, debes evitar los espacios abiertos y tener en cuenta que los lugares de mayor altura son los más peligrosos. Busca refugio en una tienda o en la planta baja de algún edificio.

Lo más importante, aléjate de las zonas con agua a toda costa, pues este es el mejor conductor de la electricidad.

 

Si estás en el campo

shutterstock_330884360

Huye de las alturas. No es bueno que estés en lomas, colinas, cimas, ni nada parecido.

Bajo ninguna circunstancia empieces a correr, ya que así creas una turbulencia en el aire que podría provocar la caída de un rayo.

Deshazte de cualquier material u objeto que tenga algún tipo de metal, y reúnelos todos a una distancia de 30 metros o más. Apaga walkie-talkies y teléfonos celulares ya que sus campos electromagnéticos pueden atraer rayos.

No te resguardes bajo un árbol o cualquier otro objeto prominente que se encuentre aislado. En cambio, un bosque es una buena opción, siempre y cuando te mantengas cerca de los árboles de menor altura.

De igual forma, aléjate del agua en todo momento.

 

Si el impacto es inminente

shutterstock_103288646

Si sientes un hormigueo en la piel, tus vellos se erizan, y los objetos de metal brillan y echan chispas, el golpe es seguro. Así que debes adoptar la posición de seguridad:

Ponte de cuclillas lo más agachado posible y con las manos sobre las rodillas. Es importante que solo toques el suelo con parte de tu calzado. Esta posición ayudará a aislarte.

Nunca te tumbes en el suelo, y si estás en grupo, aléjense unos de otros pero sin perder contacto visual.

 

Si hay heridos

shutterstock_164594111

Debes ayudar a la persona afectada inmediatamente. La carga eléctrica no se queda dentro del cuerpo humano, así que puedes asistirla con completa seguridad.

Si la persona perdió el conocimiento, debes revisar su respiración y su pulso.  Si no respira pero sí logras localizar su pulso, debes iniciar la respiración boca a boca. Si no tienen ninguno de los dos, debes iniciar las maniobras de resucitación cardiopulmonar al instante. Aquellos que son golpeados por un rayo, tienen más probabilidades de recuperar su pulso…

Y recuerda, es muy importante que mantengas caliente a la víctima hasta que llegue la ayuda médica.

Es cierto que no podemos controlar a la naturaleza, pero sí podemos estar lo más preparados posibles cuando esta arremete contra nosotros.

 

 

 

Seguir leyendo
Te puede interesar...

Más de artículo

#TRENDING

To Top